Todas las noches están allí

Mañana comienza el curso de interpretación de sueños en Bogotá, Colombia. La información completa está aquí.

Desde hoy publico artículos para aprender a interpretar los sueños propios que acompañarán al podcast, alojado en Ivoox, que hará las veces de resumen de las sesiones que conforman el curso.

Relatar con detalles el sueño más antiguo que se tuvo alguna vez no es un requisito para aprender a interpretar sueños, lo que sí se necesita es prestarles atención, aunque parezcan ausentes.
Muchas personas dicen que nunca sueñan porque no recuerdan ninguno de sus viajes nocturnos, sin embargo son también muchas las mañanas en las que esas mismas personas se han despertado sintiéndose extrañas, tal vez tristes, pensativas o simplemente distintas, ese hecho solo es suficiente para probar que han soñado.
Las escenas que se desarrollan durante el sueño, tanto en el día al tomar una siesta como en la noche en el descanso habitual, están acompañadas de emociones. Estas sensaciones difíciles de describir tienen la fuerza necesaria para imprimir en la memoria huellas de la actividad que desarrolla el cerebro mientras dormimos. Sin importar si se cree o no que el espíritu o el alma viaja a otras tierras cuando cambia el nivel de consciencia, sentir algo inusual al despertar es una evidencia de que soñar al dormir no es una opción sino un proceso al que la naturaleza obliga.
Una vez se tiene claro que soñar es una función imprescindible para mantener la salud integral ─física y mental─, y, además se ha comprobado que no todas las noches de descanso son iguales, se puede comenzar a trabajar con los sueños.

Anuncios